24 de marzo de 2015

Mousse de chocolate



   Hola amig@s cociuniversales, ¿cómo estáis? Ya estamos en primavera, aunque en mi ciudad poco se nota, sigue haciendo frío y la verdad es que de momento, la chaqueta no se echa de menos jeje. Con motivo de la llegada de la nueva estación, me gustaría proponeros una receta dulce, de textura suave y origen francés. Un postre que gusta a pequeños y grandes; una rica mousse de chocolate, muy sencilla de preparar y cuyo resultado es espectacular.


La mousse de chocolate es una receta original de la gastronomía francesa, la vemos por primera vez en 1755 en un recetario llamado "Les soupers de la Cour" (Las cenas de la Corte), del cocinero francés Menon; en él, se describían tres tipos de mousse; de café, chocolate y azafrán. En su preparación se usaba nata batida, usualmente eran servidas en vasos de plata o cristal y refrigeradas y guardadas en unos recipientes de hojalata, al menos dos horas antes de servir. Hoy día, la mousse de chocolate se ha convertido en una de las delicias más apreciadas y ricas del mundo.

                                
Espero que mi versión os guste mucho, os dejo con la vídeo-receta y más abajo el proceso escrito por si quedase alguna duda. Os mando un besote gigante, disfrutad mucho del fin de semana.

                       


_________________

Tiempo: 30 minutos     Comensales: 4

País: Francia        Plato: postre
_____________________


Ingredientes
  • 4 yemas
  • 4 claras
  • 125 gramos de chocolate negro al 60 % de cacao
  • 2 cucharadas de nata 35 % de materia grasa
  • 3 cucharadas de azúcar blanco
  • 1 pizca de sal


Preparación
  1. Derretir el chocolate al baño maría y reservar.
  2. Agregar el azúcar a las yemas de huevo y batir hasta conseguir una mezcla blanquecina.
  3. Incorporar la nata o crema de leche y mezclar.
  4. Añadir al chocolate (que habrá entibiado un poco) y remover.
  5. Echar una pizca de sal a las claras.
  6. Montar las claras a punto de nieve.
  7. Una vez montadas, incorporar 1/3 de las mismas a la mezcla de chocolate, huevos, nata y azúcar.
  8. Mezclar con cuidado.
  9. Añadir el resto de las claras a movimientos envolventes, para evitar que la espuma baje.
  10. Servir en copas.
  11. Enfriar en la nevera dos horas como mínimo.
  12. Decorar con fresas troceadas.

Truco: Si queréis, podéis enfriar la mousse antes de rellenar las copas y cubrir el cuenco con un film transparente. De esta forma evitaréis que vuestra mousse se contamine con otros aromas que tengáis en el frigorífico.